THE OTHILIO BAR, Vigo.

Cada cual tiene su sensibilidad, sus gustos, sus debilidades. No a todos nos gusta lo mismo y ahí está lo maravilloso de la condición humana. Hay tantos restaurantes como gustos. Los hay en los que nos encontramos muy a gusto aunque la cocina no sea nada del otro mundo. Los hay a los que vamos a disfrutar de sus platos concretamente aunque la sobremesa sea corta. Los hay para recoger y para llevar a casa o de los que te sientas en algún banco a disfrutar de su producto, pero sin duda podemos admitir que en Vigo tenemos un lugar donde se concentran todas las sensaciones. Una atención maravillosa, un lugar acogedor, unos platos llenos de sentimiento y la certeza que vayas el día que vayas seguirán sorprendiéndote con sus elaboraciones. Como nos dice en Insta nuestra seguidora @andreapiano.es “Nunca he ido! Así que cualquiera” respondiendo a la pregunta “¿Cuál es tu plato favorito de Othilio?” y en efecto, así es, cualquiera de las opciones de carta o menú del día son un acierto seguro.

A @muxicastaberna le encanta la ensalada con manzana y foie. O ese risotto que tanto le gusta a @madalenographics. Otro plato al que le tengo ganas, que @superbreito ha probado y le chifla, es el bocadillo de churrasco. El secreto de cerdo a baja temperatura que le encanta a @fitidami es una pasada, esa grasilla derretida le da un sabor increíble y las partes más finas se vuelven crujientes. Pero sobre todo habría que poner en mayúsculas esos platos con un fondo lento, esos guisos, esas salsas reducidas a límites imposibles. De esto seguro que sabe @tamafer que escoge como su favorito el canelón de rabo de vaca, donde la intensidad del cocinado se multiplica por diez y la sensación de felicidad por cien.

Y podríamos seguir nombrando [email protected] que han pasado o están deseando pasarse a probar los platos de uno de los mejores restaurantes de Vigo, si no el mejor, como me señalaron muchos otros en su día. Igual no estaban equivocados.

Y ¿cuál es nuestro plato favorito? Pues todos. Pero si tuviese que elegir uno por encima del resto sería un postre, sorprendiendo a propios, extraños e incluso a nosotros mismos. Solo faltó el día en que me pusiese a pensar en escribir un post sobre los mejores postres catalogados internacionalmente y/o nacionalmente. Muchos de ellos sin chocolate, en fin, de esto otro día. Pero el tema que nos ocupa es que convencido de que la mayoría de los postres que me han sorprendido no llevaban chocolate, he aquí, campos de soledad, mustios collados, me doy de bruces con lo que seguramente será un top five de los postres más espectaculares que hemos probado.

Brownie de nutella, castaña, helado de vainilla y toffee.

La suavidad del bizcocho, la Nutella. La castaña no la encontré pero seguro que algo tendría que ver en el resultado final. Ese toffee con un punto salado y el refresco del helado de vainilla (la vainilla casi siempre acompaña bien) todo eso en una cucharada es el éxtasis de los más golosos. Texturas, sabores y detalles que se juntan para formar un sabor alucinante y poco a poco se van separando para saborearlos uno a uno.

Pero está claro que en The Othilio no solo se puede disfrutar de unos maravillosos postres si no de una cocina trabajada, cuidada y extremadamente deliciosa.

LANGOSTINOS FRITOS CON PANKO Y CREMA DE MEJILLONES

COCA DE SARDINA MARINADA

STEAK-TARTAR DE RUBIA GALLEGA CON HUEVO FRITO

BLACK RICE DE CHOCOS Y CARABINEROS

VIEIRA, PAPADA DE CERDO Y COL KALE

MILHOJAS DE QUESO MARCARPONE Y MIEL

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.